El día después

España al final ha hablado. Y ha dicho que Zapatero debe de seguir gobernando. Le ha dado 11 millones de votos y ha subido en 38.000 con respecto a 2004.

Pero también ha dicho más cosas.

Ha dado 400.000 votos más al PP, y le ha hecho el Partido de la Oposición más fuerte de la Historia de España democrática (recordemos; Aznar hizo su legislatura de libro, la del 96, con 3 escaños menos).

Como no es plan, de cantar los resultados uno a uno, y se pueden ver estupendamente en la página del Ministerio del Interior, vamos a ir al análisis puro y duro.

Empecemos por el PSOE:

Ha ganado las elecciones. Y ha sacado más votos que nunca. Ha sacado algunos votos más que en el 2004. Y ha cogido votos por el lado de la izquierda. Es decir; los votos de IU han ido a por ellos claramente, e incluso algunos del PNV, CHA, BNG, e incluso algunos (pocos) de Esquerra. Conclusión, en esta legislatura, para sobrevivir, van a tener que dar cera al PSOE.

El PSOE ha mostrado un músculo increible, repito, increíble, en Catalunya. Con todo lo que ha caído, con lo que ha sido aquí Rodalies, etc, ha subido 4 escaños. Pero esos escaños no han sido positivos; es decir. No han sido votos a favor del PSOE «por lo bien que lo han hecho», sino «en contra del PP». Los carteles del PSOE han sido en plan «Si no vas ‘ellos’ vuelven», la Matriuska, etc. Es decir; una campaña negativa. Y ha sido efectiva. Y lo ha sido, fundamentalmente, gracias al PP.

En Euskadi, el proceso de Paz le ha beneficiado, sin duda; es decir; allí se ha visto de forma positiva todo el «proceso», y le ha arrebatado Euskado (digamos), al PNV.

Sigue teniendo, eso sí, los pozos negros, que son Madrid y Valencia (aunque no son tan negros como el PP en Catalunya)

Zapatero ahora, diga lo que diga, ha recibido el mandato claro de gobernar de otra forma, mirando a CiU y sin negar el pan y la sal al PP, que, recordemos, no ha ganado, pero ha sido el partido que más ha subido; ha llegado a los 10 millones de votos, y ha subido cuatrocientos mil. Por tanto, después de esta legislatura, el PSOE no puede decir que el PP está en la luna, porque ha subido 3 puntos, y hay más de 10 millones de personas (un 40% del electorado), que ha estado lo suficientemente de acuerdo con él como para votarle.

Total; que con coalición o sin ella, tendrá que mirar a CiU; y aquí empiezan los problemas, que más adelante comentaré.

PP

Ha perdido las elecciones, dado que su objetivo era ganar. Inapelablemente.

Una vez dicho esto, dado que objetivo principal no se ha cumplido, vamos a ver los objetivos secundarios.

Han ganado escaños, votos y porcentajes. Han sacado 3 puntos más. Tienen casi los mismos diputados con los que Aznar gobernó en 1996. Han sido el partido que más ha subido.

Vamos a la siguiente pregunta: ¿De dónde han venido estos votos? Porque la participación ha sido más o menos la misma.

Es muy sencillo: El PSOE ha perdido votos de centro que ha ganado el PP, y el PSOE ha ganado votos de la Izquierda que han perdido nacionalistas de izquierda e IU, en general. Dicho de otra forma; el PP ha ampliado su espectro hacia el centro (guste o no), y ZP la ha ampliado hacia la izquerda más izquierda.

Pero no es suficiente. No es suficiente por dos razones:

1.- En Catalunya hay una diferencia abismal; más o menos 18 diputados entre ellos. Es excesivo. Para poder ganar y gobernar el PP, necesita al menos un 20% de los votos en Catalunya. El tema catalán se ha enfocado fatal. Muy muy muy mal. Hará falta cambio de personas, estrategias e ideas en Catalunya. Hacer algo más «transversal», al menos de cara a las generales.

2.- Los votos que tenga el PP van a ser más o menos siempre los mismos. La cosa va a ser los votos del PSOE por la izquierda y el centro izquierda. Si se abstienen o no. Y cuanto más agresiva sea la legislatura,y el PP mejor para la movilización de la Izquierda.

Ahora el PP tiene que quitarse caspa de encima. Hay que quitar a Zaplana y Acebes, en primer lugar. En segundo lugar, hay que estar más separado de la Iglesia. Y en tercer lugar, hay que separarse más de la COPE y de Pedro J. Por mucho que luego critiquen esos dos al PP. Y caras nuevas; muchas caras nuevas, y transversales. Triangular. Quitar votos de caladeros de la Izquierda. De gays, ateos, etcétera. De colectivos. Electoralmente viene bien, no tanto por los votos que dé, sino porque puede quitar «miedos» a esos colectivos a la hora de un nuevo gobierno popular.

IU

Una debacle. Sin paliativos. Desde que Llamazares es lider de IU, ha pasado de 21 a 2 escaños. Es una barbaridad. Ahora lo que tiene que hacer IU es reconstruirse y dar mucha cera a Zapatero, para dejar clara la diferencia que hay entre votar al PSOE y votar a IU, porque si son parecidas las opciones, obviamente, el elector irá al voto útil.

Por tanto, no le queda más opción que separarse mucho del PSOE, y ser «la verdadera Izquierda» (cosa que ahora tendrá más facil porque Zapatero tendrá que irse al centro por necesidad por tener que pactar con CiU).

CiU

Ha salvado los muebles. Ha perdido en votos, y en escaños se mantendrá en 10. (creo que el escaño 11 volverá al PP cuando se haga el recuento del voto extranjero…está a 70 votos el PP)

Se ha hecho el árbitro, pero tiene una papeleta muy fea. Tiene que pactar con Zapatero, pero tiene que «hacer ver» que consigue algo a cambio de apoyar al PSOE. Y aquí viene el problema: La Generalitat es de la Entesa. Con lo cual, tiene 4 opciones, y ninguna es buena del todo.

1.- Pactar con el PSOE y que la Generalitat sea de Montilla…No quedaría muy claro eso de que seas Oposición y Gobierno a la vez, y que además no está claro de que la gloria se la llevara al final CiU en vez de Montilla.

2.- Pactar con el PSOE pero a cambio de que le den la Generalitat…Esta opción no es buena porque sería aceptar que la «Generalitat se pacta en Madrid».

3.- Forzar elecciones en Catalunya…Dependería de la fuerza del PSOE sobre el PSC, y aparte, aquí la gente está cansadísima de elecciones.

4.- Pactar con Esquerra un nuevo gobierno de la Generalitat…Esto es arriesgado; puede terminar quitándoles votos moderados por un lado, y nacionalistas por el otro.

Total, que la situación no es cómoda tampoco para Duran.

Mañana completaré el análisis.

Los comentarios estan cerrados.