Transversalidad (II)

No se puede reformar Francia desde la sensibilidad de una sola familia política

Nicolás Sarkozy

El Presidente francés, está hecho un crack. No sólo nombra a más
Ministros de izquierdas, sino que además nombra a Fadela Amara,
fundadora de «Ni putas ni sumisas», parte del Gobierno. Ella fue una de las personas que se opuso más duramente al entonces Ministro de Interior Sarkozy en los días de quema de coches en los barrios de inmigrantes de mayoría musulmana de París (2005). Incluso ha metido en el Gobierno al Seleccionador Francés de rugby, el popular Bernard Laporte! Eso es hacer un gobierno «catch-all». Quitando argumentos al «otro lado»…

Eso es cintura política. De hecho, según leo hoy en El Correo, Gordon Brown, que asumirá el 10 de Downing Street en unos días, quiere hacer también un Gobierno «Transversal»

Porque veamos: En el momento en que eres Presidente, o Primer Ministro; eres Presidente de todos, no de los tuyos. Y… ¿De verdad implicaría una perversión del Programa de Gobierno, que hayan unos cuantos ministros del «otro lado»?

Clinton, por ejemplo, ya lo hizo, nombrando a Cohen, republicano, su Secretario de Defensa.

Me encantaría ver en la próxima legislatura, al Próximo Presidente del Gobierno, con Ministros de todos los colores políticos.

Creo que esto que ha abierto Sarkozy en Europa, es en primer lugar positivo, que ha creado precedente, y que cundirá el ejemplo. No sé si aquí en España, pero cundirá el ejemplo.

Pues eso, señor Presidente, señor Rodriguez Zapatero… «No se puede reformar Francia desde la sensibilidad de una sola familia política».

PD: Por cierto; ¡Brown quiere codificar la Constitución Inglesa! ¡Se acabó la Soberanía del Parlamento y la Common Law! Con lo interesante que siempre ha sido la rareza inglesa…

  • Los enlaces estan cerrados
  • Comentarios (2)
  1. un ejemplo de lo que dice Lobisome es el «sistema de cuotas» a la hora de elegir ministros: cuando montilla dejó industria para presentarse a las elecciones autonómicas, ¿quién le sustituyó? clos, alcalde de barcelona. bastante tienen los presidentes con devolver favores dentro del partido como para ponerse a diseñar gobiernos transversales. eligiendo directamente al jefe del ejecutivo sí que se podría…

  2. Pues creo que en España no lo veremos ni de coña.

    Y no creo que sea SOLO por eso de que hacemos política con las tripas (algunos con el culo) sino por el sistema de elecciones.

    Cuando hay elecciones presidenciales, el afortunado se puede ver legitimado para hacer el gobierno que le salga de las narices. Aquí, en cambio, como lo que votamos son listas electorales de partidos… no hay presidente que se atreva, pues SIEMPRE tendrá la lacra de que, sí, ha salido elegido por el pueblo, pero pasando por el partido.

    Nuff said.

Los comentarios estan cerrados.