George W. Bush – Francisco Franco: Algunas similitudes

Bush, saludandoEn primer lugar, hay que decir que en absoluto comparo la Democracia Americana con la Dictadura Franquista. Tampoco comparo el talante democrático de Bush Jr. con el de Franco (reconozcamoslo; Bush pudo ser muy lo que queramos pero llegó al Poder sin ningún Alzamiento Militar)

Lo que trato de hacer ver es que, a partir de ciertas cosas dichas en sus Memorias (por lo que he leído en distintos periódicos), hay ciertas similitudes tanto en comportamientos como en las filosofías del Caudillo de España Francisco Franco y del Mesías Universal George Walker Bush (lo del Mesías es una genialidad de @Albert_ab)

En primer lugar, ambos creían en la excepcionalidad de su país por elección del Supremo Hacedor. Tanto Bush como Franco pensaban que sus países habían sido elegidos por Dios para ser sus Predilectos (en otras palabras,  la Reserva Espiritual de Occidente).

Siguiendo ese argumento, ellos tenían claro que era el mismísimo Dios el que les había puesto en ese sitio (o conducido hacia él), para defender el Cristianismo de las hordas (unas comunistas, y otras terroristas)

Teniendo en cuenta que habían sido elegidos directamente por Dios Nuestro Señor, ellos no tenían por qué responder ante el Pueblo, ante sus electores (vale, Franco no tenía «electores» en el sentido clásico), o casi casi, ante la Ley, porque ellos estaban regidos por una Ley Divina, que, como todos sabemos, está por encima, para ellos, de cualquier ley humana…más o menos. (O si se prefiere, la Ley Humana es accesoria y retorcible para conseguir los fines últimos dispuestos por la Ley Divina); y por eso, ambos respondían ante Dios y ante la Historia (Bush ha dicho algo así como que él no vera como le juzga la Historia, que es la importante o algo así)

En fin; siguiendo con ese Mesianismo, y esa idea de ser elegidos por Dios para Guiar al Pueblo Elegido, la forma de llegar al Poder era quizás un tanto accesorio o secundario (siendo infinita,infinitamente mejor la de Bush, porque aunque con medio millón de votos menos y Floridadas raras, llegó pacificamente al Poder). Por eso, la forma de llegar al poder podía ser mas o menos elegante, con tal de llegar a él (ansia de Poder, más que de Autoridad) 

Una vez instalados en él, se dio la circunstancia de que ambos tenían contacto directo con Dios (aunque es cierto, que Francisco Franco contaba con la inestimable ayuda del Brazo Incorrupto de Santa Teresa), y siempre estaban muy seguros de qué hacer, dijera lo que dijera su Pueblo.

Ese contacto directo con Dios, dejaba las cosas muy claras: cualquier atisbo de Consenso esta mal porque es salirse del Mandato Divino; con lo cual cualquier tipo de «concesión» a la «disidencia», aparte de impensable, sería ir contra el Mandato Divino. Con lo cual llevaron a sus países a una ruptura social barbara (seguidores acríticos y enfervorizados, y contrarios igual de enfervorizados, convencidos de que absolutamente todo lo que hacían nuestros protagonistas, estaba mal)

Como todo lo que hacían estaba mandado por Dios, como consecuencia lógica, quienes estuvieran en  contra de sus políticas estaban contra Dios (eran antiespañoles o antiamericanos, y por extensión, anticristianos; el Demonio Extranjero, que se colaba dentro, vaya)

Ambos usaron el susodicho Demonio Exterior para tratar de movilizar y unir a su país, con un éxito limitado…y si había que ir a la Guerra, se iba (uno para llegar al Poder y otro para consolidarlo)…porque cuando no es una Guerra, sino que es una Cruzada, y Dios está contigo, entonces no hay tanto problema…

La gracia es que, después de todo, ambos murieron de viejos en la cama (quiero decir, que ambos salieron del Poder hasta el final, sin que nadie consiguiera removerlos)  …y ambos dejaron a su país en manos de los ideologicamente contrarios, más que nada por hartazgo de sus políticas…

Seamos sinceros; yo no le veo a Bush esa inteligencia perversa que veo en  Franco; en otras palabras; no creo Bush fuera una mala persona; creo simplemente que no era muy listo, y que entre su exalcoholismo y unos interesados, le hicieron ver que él era un Mesías, porque convenía…Lo de Franco es distinto…estoy convencido de que él desde el Principio se veía tocado por Dios y tal…

Decía mi padre que si al cielo se va por lo que dicte la conciencia de cada uno, entonces Franco estará en el Cielo, porque él pensaba que todo lo que hacía era bueno y justo; me pareció un buen argumento por más que me jorobe. La principal diferencia entre uno y otro para mí, está en que yo creo que Bush sí tiene remordimientos, lo cual, le humaniza, y le pone algo más cerca del Perdón.

  • Los enlaces estan cerrados
  • Comentarios (1)
    • francisco
    • 10 noviembre 2010 3:58pm

    Aunque tengo la impresión de que todo es un intento de provocar… :)

    1) Bush llegó al poder con lo más parecido a un golpe de estado que podría darse en EEUU (si fue lo que parece).

    2) No creo que Bush fuera muy listo, pero Rowe y Cheney si lo eran, y sabian que querian y como conseguirlo. Si Serrano Suñer es el Rowe o el Cheney español eso explica porque quedamos como quedamos.

    3) Yo no creo que Franco tuviera «inteligencia» perversa o no… creo que fue el traidor adecuado para ser utilizado por la oligarquia española contra la republica de los idiotas y el germen de la aún hoy verdadera izquierda.

    4) Creo que es más factible que Bush se crea que hizo lo correcto a que lo creyera Franco en su tumba.

    5) No he dicho Aznar

    6) Ouch!!! Si, lo he dicho.

    7) Ya puestos, total, Aznar ni era listo, ni era enviado divino, ni paseo bajo Palio… un pluf total.

Los comentarios estan cerrados.